Gato persa gris: todo lo que debes saber sobre esta raza

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Contenido del artículo

Si por algo destaca el gato persa gris es por su belleza y la elegancia que transmite. Se trata de un animal que, más allá de su carácter, llama la atención a simple vista, siendo una raza diferente y única en todos los aspectos. Es uno de los felinos más conocidos que existen a nivel mundial. Además, no solo resalta su estética, sino que también son muchos los que defienden su carácter social y cariñoso. Es más, siempre informan de que antes de adquirir un animal de estas características tengan en cuenta que no les gusta pasar demasiado tiempo en soledad. Por otro lado, también hay que saber que requiere muchos cuidados debido, por ejemplo, a su pelaje. Sin embargo, es fácil adaptarse a ellos teniendo en cuenta todas las recompensas que uno recibe con esta raza de gato. Por ello, descubre a continuación todas las cualidades que la caracterizan para saber realmente si está hecha para ti.

Características del gato persa gris

El gato persa gris presume de tener características muy propias. Sin embargo, la más evidente es su pelaje. Asimismo, su rostro tampoco deja indiferente a nadie, pues lo tiene ancho y plano. En relación con su tamaño, se puede decir que se trata de animales más grandes que la media. Tanto es así que pueden llegar a pesar ocho kilos.

Como hemos dicho antes, los gatos grises persas destacan por su elegancia. Por ello, se les ha llegado a considerar gatos aristocráticos. El motivo es que más del setenta por ciento de los felinos que son registrados con pedigree son persas. Pero, siempre hay que tener en cuenta que hay que ir más allá de su imagen, puesto que se trata de una de las razas de gato más populares debido a lo domesticable que es.

gato persa gris

Cuidado del gato persa gris

Aunque el gato persa gris es un animal doméstico que no tiene ni por qué salir de casa, son muchos los cuidados que necesita dentro del hogar. Hay que tener en cuenta cada uno de ellos para poder presumir de una mascota sana. Siempre tenemos que prestarla nuestra atención para que su bienestar siempre sea el máximo posible.

Pelaje

El gato persa gris tiene mucho pelo, además de muy largo. Tanto es así que necesita un cepillado de forma regular y con total cuidado. Asimismo, su alimentación tiene que contener Omega 3 y 6, y vitaminas. La razón de esta última información es que hay que fortalecer tanto su pelo como su piel.

Alimentación

Teniendo en cuenta que se trata de una raza más grande de lo normal, es posible que sufra sobrepeso de una forma más habitual que el resto de gatos. Uno de los motivos es su carácter, ya que se trata de un animal muy sedentario. Lo más lógico es que un minino juegue y se mantenga activo de manera constante. Sin embargo, el gato persa gris opta por tumbarse y dormir la mayor parte del tiempo. De este modo, cuidar de su alimentación es más que importante. Incluso, te aconsejamos que hables del tema con el veterinario, que te indicará qué alimento debes ofrecer a tu minino. Asimismo, los profesionales también aseguran lo importante que es animar al felino a que juegue y se mueva por toda la casa para acabar con este tipo de problemas.

Soledad

A veces se nos olvida que los animales tienen sentimientos y que, más allá del estado físico, hay que cuidar su estado emocional. A los gatos se les conoce por ser fríos e independientes, pero nada más lejos de la realidad, sobre todo si hablamos del gato persa gris. Se trata de una raza a la que le encanta pasar muchas horas junto a sus dueños. Tanto es así que no les gusta nada tener que estar mucho tiempo en solitario. De esta manera, los veterinarios recomiendan que aquellas personas que pasen la mayor parte del día fuera de casa no opten por este tipo de mininos. Ahora, si la tiene, otra opción es adoptar otra mascota para que se hagan compañía mutua.

gato persa gris

Asimismo, el gato persa gris es ideal como mascota debido a la ternura que transmite. Aunque nunca se debe olvidar que necesita mucha atención. En caso de no dársela, es muy probable que el ánimo del animal decaiga. De este modo, hay que analizar mucho que se quiere optar por este tipo de felino y no por otro que no necesite tanto el calor humano.

Otras razas de gato grises

El gato persa gris no es el único gato que llama la atención por su color de pelo. La razón es que existen otros gatos con un tono de pelaje similar pero que pertenecen a otras razas. Aún así, llaman mucho la atención debido a su belleza. Ahora, eso sí, en otros aspectos no tienen por qué parecerse al animal que acabamos de describir.

Angora turco

Lo normal es que el gato angora turco presuma de un pelaje de color blanco. Sin embargo, hay ejemplares que tienen el pelo gris. Esta raza proviene de Turquía y tiende a ser muy fuerte respecto a su salud, pues enferma en escasas ocasiones. Ahora, para conseguir este tipo de resultados hay que cuidarla muchos. De esta manera, conseguiremos que tenga una vida larga y sana. El pelaje de este animal es suave y muy fino. Las zonas en las que más pelo tiene es en la cola y en el cuello. Por otro lado, sus patas delanteras son más cortas que las traseras. Asimismo, sus orejas son muy alargadas y parecen estar siempre atentas a cualquier ruido que pueda producirse a su alrededor. Respecto a sus ojos, pueden ser verdes, azules o amarillos.

Mau egipcio

Se trata de una raza de gato muy peculiar. Todo ello debido a su historia y a su belleza, ya que proviene de Egipto, rincón en el que se ha llegado a tratar a estos animales como dioses. La palabra “mau” significa “gato”, y se trata de una raza que presume de rayas oscuras en su pelaje y unos ojos verdes muy grandes. Si nos centramos en su carácter, tenemos que decir que es una raza celosa y territorial. Sin embargo, con los miembros de su familia es muy fiel, siendo amigable y cariñosa con todos ellos. Asimismo, no podemos obviar que también destaca por ser independiente e inteligente.

gato persa gris

American shorthair

A nivel mundial, el American shorthair se ha ganado el corazón de muchas familias. Tanto es así que se trata de una de las razas más demandadas debido a su comportamiento dentro del hogar. Uno de los principales motivos es que es una raza sociable y amistosa. Pero, además de lo anterior, también se caracteriza por ser inteligente y ágil. Por ello, no se puede dudar de que es un animal muy atractivo a la hora de querer aumentar el número de miembros de la familia.

Si nos centramos en sus características físicas, tenemos que decir que su cabeza es redonda y ancha; llega a pesar seis kilos y su nariz es pequeña. Su pelaje es corto y los que más destacan son los que presumen de tonos plateados. Ahora, las rayas oscuras también se hacen protagonistas a lo largo de su cuerpo.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Deja un comentario