Dieta BARF para perros: la opción más saludable para alimentar a tu can

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Contenido del artículo

Los papás y mamás perrunos siempre estamos indagando sobre cosas para perros que puedan hacerles la vida más fácil y divertida o mejorar la salud de nuestros mejores amigos: juguetes, chucherías, ropa de abrigo, productos para reducir su ansiedad, lugares de vacaciones a los que podemos viajar con ellos… La lista es interminable. Una de las facetas que más dudas suscitan es la de la dieta canina a seguir, pues no siempre tenemos claro si lo mejor es alimentarlos exclusivamente con pienso o si, por el contrario, es más sano para ellos consumir comida natural. En este artículo vamos a adentrarnos en la cuestión hablando sobre la dieta BARF para perros y las ventajas que presenta para nuestros peludetes.

¿Qué es la dieta BARF para perros?

La dieta B.A.R.F. hace referencia a un plan nutricional para perros basado en dos ideas complementarias: «Alimentos Crudos Biológicamente Apropiados» y «Huesos y Alimentos Crudos», ambas llamadas así por el acrónimo que forman sus siglas en Inglés («Biologically Appropriate Raw Food» y «Bones And Raw Food».

Su creador fue el veterinario y nutricionista Dr. Ian Billinghurst. Billinghurst afirmaba que los piensos industriales no están hechos con alimentos de calidad ni respetan las necesidades nutricionales biológicas reales de los perros. Y, por ello, creía que es mejor alimentarlos con dieta cruda compuesta de carnes y verduras frescas sin cocinar (y en la que no se incluyen los cereales). El motivo es que este es el tipo de alimentos que sus cuerpos están biológica y evolutivamente preparados para digerir.

dieta BARF

Beneficios y riesgos de esta dieta

Las opiniones respecto a la dieta BARF para perros están bastante divididas en el ámbito veterinario: un sector más convencional defiende que este tipo de dietas a base de comida cruda reportan numerosos riesgos para los perros, mientras que otro sector más vanguardista defiende sus incontables beneficios. Ambas perspectivas están respaldadas por estudios, así que al final lo que mejor suele funcionar es el ensayo – error: cambiar la dieta de tu perro durante un tiempo, ver qué tal le sienta, y actuar en consecuencia.

Los posibles riesgos de la dieta BARF

Entre los argumentos que dan los detractores de la dieta BARF, destacan especialmente dos: la posibilidad de que el consumo de huesos enteros puedan dañar al animal (romper sus dientes, causarles un desgarro interno o hacer que se ahoguen), y el hecho de que se provoquen deficiencias nutricionales al perro al no darle una dieta equilibrada, dado que la mayoría de dueños de perros no saben qué cantidad de cada alimento deben proporcionar a su mascota en cada comida para que alcance el equilibrio nutricional ideal.

El segundo de los problemas se puede solucionar fácilmente optando por una opción intermedia que consiste en darle a tu perro alimentos específicos de la dieta BARF que se compran ya preparados. Existe comida para perros deshidratada, congelada o liofilizada a este fin, pero el el mejor pienso para perros basado en la Dieta BARF el que combina cereales, vegetales y vitaminas mezclado con carne cruda comprada por el dueño en la tienda de comestibles.

Beneficios de las dietas para perros a base de alimentos crudos

Los principales beneficios que reportan los estudios respecto a las dietas crudas para perros son los siguientes

  • Pelaje más brillante
  • Piel más sana
  • Dientes más limpios
  • Niveles de energía más altos
  • Mejora de la salud intestinal
  • Heces más pequeñas y consistentes

Además, no hay que olvidarse de los beneficios ambientales: la dieta BARF reduce nuestra huella ecológica porque, al utilizar partes de animales que los humanos desechan para cocinar, se aprovechan mejor los recursos y se reducen los residuos.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Deja un comentario