Tener perro o gato puede alargarte la vida y ayudarte más de lo que creerías

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Contenido del artículo

Tener perro o gato puede alargarte la vida. Así de rotundos son los resultados de un reciente estudio sobre la incidencia de la convivencia con mascotas en los seres humanos. No hay opción a rebatir las conclusiones de la investigación: aquellas personas que tienen una mascota mejoran su salud física y mental, por lo que se minimizan los riesgos no genéticos de padecer enfermedades con una alta incidencia como causa de muerte.

Razones por las que tener perro o gato puede alargarte la vida

Según los científicos, las evidencias demuestran que aquellas personas que carecen de un animal de compañía tienden a un estilo de vida más sedentario y apagado anímicamente, lo que implica una mayor propensión a sufrir patologías y enfermedades. Esto significa que la propiedad y cuidado de una mascota ayuda a los humanos más de lo que se creía.

Una mejor salud cardiovascular

El hecho de tener una mascota, y particularmente un perro, supone que la persona se aleja de toda tentación de aislamiento social, animándole a una actividad física diaria. Este ejercicio leve, por sí mismo, es capaz de aliviar la presión arterial, otro de las potenciales causas de fallo cardiovascular.

Así, según las conclusiones que el equipo investigador ha publicado en la revista Nature, en aquellas personas que sufrieron un ataque al corazón, pero vivían con un perro o un gato, el riesgo de muerte se redujo un 33%; y un 27% en los casos de ictus.

Tener una masoca mejora la salud físca y mental

Tener perro o gato puede alargarte la vida por animarte a hacer más ejercicio

En el caso de los gatos la incidencia es menor, pero cuando se tiene un perro, irremediablemente hay que sacarlo para que el animal disfrute del aire libre al menos dos veces al día; ya sea invierno o verano.

En su estudio sobre el efecto que tener un perro o un gato tiene sobre la salud de los seres humanos, los especialistas inciden en que el mero hecho de tener la obligación de sacar al perro consigue que la persona no caiga en depresión y soledad. Y es que, con tan solo pasear con tu mascota, es más probable que encuentres otras personas con las que interactuar.

Efecto de las mascotas en personas con problemas de salud

Aquellas personas que han sufrido un ataque al corazón, o cualquier otra enfermedad, tienen menos de un cuarto de riesgo de mortalidad; un 65% de muerte después de un ataque al corazón, y un 31% de que la causa de un fallecimiento se daba a problemas vasculares.

Y es que los perros y los gatos tienen la capacidad de presentir el estado de ánimo y las emociones de su dueño. De hecho, no es extraño encontrar familias cuyos hijos tenían mucha vitalidad y actividad, con una mascota como una de las escasa fórmulas para tranquilizar al animal. En el caso de las personas mayores, al componente físico se le suma un importante aspecto social: que no se sientan solos. Estas conclusiones son válidas tanto para la adquisición de un animal como para la adopción.

Por último, recientes investigaciones están abordando cómo los perros son capaces de identificar patrones de comportamiento no asociado a su dueño. Por ejemplo, en el caso de usuarios que padecen de ausencia de suficiente insulina: los canes son capaces de detectar si estás bajo de azúcar.

De esta forma, no solo se consigue tener una vida más larga, sino que implica una nueva vía para cuidar y abordar cualquier problema con los trabajadores (pesadillas, insomnio, aislamiento social).

Referencias
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Deja un comentario